¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Ir abajo

vacio ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Golden Spirit el Dom 31 Ene 2010, 01:04

Ataques psiquicos y protecciones energeticas- David Topí


Mini-charla presentación por David Topí sobre el tema de ataques psíquicos, entidades que se nutren de la energía del sistema aurico, y diversos tipos de protección activa y pasiva contra ello.



-----------------------------------------

La intrusión astral se produce cuando una o varias entidades pertenecientes al plano comúnmente conocido como astral o etéreo se introducen en el campo energético de un individuo humano, con o sin su expresa autorización, fundiéndose parcial o totalmente con la mente subconsciente del individuo. Estas entidades se abastecen, como parásitos, de la energía vital del individuo y a través de él se relacionan con el medio externo, obteniendo de éste último todo aquello que desean.

La intrusión astral no implica posesión, aunque ésta no se descarta. Un individuo puede desarrollar una vida absolutamente normal sin ser jamás consciente de que su “espacio” ha sido ocupado por diversas entidades adheridas a él.

Hay diferentes tipos de entidades parasitarias. Su grado de seriedad depende de muchos factores. La más común es la producida por la consciencia de entidades humanas descarnadas, es decir, seres humanos que por algún motivo no han completado el proceso de transición después de la muerte del cuerpo físico, quedando “atrapados” con o sin su consentimiento en el estado intermedio o bajo astral. También hablaremos de las entidades demoníacas y de parásitos semi-conscientes o larvas astrales. El tema de las entidades demoníacas es muy complejo y para comprenderlo en su totalidad es necesario que el lector se familiarice con determinados conceptos relacionados con el sistema de control.
Después de la muerte física
Después de la muerte física el cuerpo etéreo, también llamado cuerpo sutil o astral se separa del cuerpo físico. La energía de un ser humano se halla almacenada dentro del cuerpo etéreo; la información correspondiente a la personalidad o falso yo, con toda la gama de patrones emocionales y residuos físicos de las experiencias acumuladas durante la vida física, se halla registrada en este campo energético, incluyendo las experiencias de otras vidas.

Envuelto en este cuerpo sutil, el ser se dirige hacia la luz, la cual está siempre presente. Los espíritus guías se acercan para recibir al espíritu del recién difunto. Los espíritus guías no tienen una forma definida, pueden parecer ángeles, personas queridas o pueden ser simplemente, formas de energía. Los espíritus de los familiares o seres queridos pueden hacer de guía, y aunque éstos no posean forma, el difunto los reconocerá por la vibración de sus almas. Si el que viene no tiene una forma definida, los ojos, que son considerados las ventanas del alma, serán la clave para que se efectúe el reconocimiento. Esto es importante ya que muchas entidades, cuyo propósito no es, precisamente, el de guiar al recién llegado, se hallan a la espera de poder “engañar” a los ilusos. Éstas son entidades del servicio a sí mismo que buscan atrapar a aquellos espíritus que no posean el conocimiento suficiente para defenderse. De acuerdo a William Baldwin
[*], los ojos de dichas entidades son negros, ya que carecen de luz.

Aparentemente, hay una barrera o un portal por el que hay que pasar para poder entrar completamente en la luz. Si el espíritu del difunto se mueve más allá de ese portal, avanzará hacia la 5ta densidad, a la cual van las almas de todos los seres después de la muerte. Al morir, el cordón de plata que une al espíritu con el cuerpo físico en la tercera densidad se rompe definitivamente.

Sin embargo, no todos los espíritus fallecidos siguen su camino hacia la luz. Algunos se pierden en el camino, ya sea por decisión consciente o por simple ignorancia, muchos quedan atrapados en el estado entre la quinta densidad y la densidad física, la tercera densidad. Algunos autores denominan dicha zona como bajo astral, zona gris o zona intermedia. Aquel que no traspasa el portal, vagabundea por dicha zona y puede que encuentre a algún ser humano al que adherirse para poder seguir disfrutando de las actividades inherentes a la vida física.

De ésta forma, el espíritu descarnado se une de forma parcial o total a la mente subconsciente de un individuo “vivo”, ejerciendo un determinado grado de influencia en los procesos mentales, las emociones, la conducta y el cuerpo físico. De esta forma la entidad se vuelve un parásito en la mente del huésped. Una víctima de esta condición puede resultar totalmente amnésica durante episodios de completa toma de control por parte de la entidad.

Hay una gran cantidad de razones por las cuales un individuo no completa su transición. Como ejemplos podemos citar:

Una muerte traumática o repentina puede tomar por sorpresa a la entidad, produciendo un trauma en la conciencia del espíritu recién difunto. Dicha muerte puede provocar diversos estados emocionales que pueden ir desde la sorpresa hasta la furia, el miedo, la desesperación, la culpabilidad, el remordimiento, étc. Puede que la entidad se niegue a aceptar su muerte física o quizá sea inconsciente de que ésta se ha producido.

Las emociones, sean estas de carácter positivo o negativo, que rayan en la obsesión actúan como un ancla que impide la partida de la entidad. Por lo tanto, los sentimientos de odio, culpa, remordimiento, furia, e incluso excesivo amor, pueden interferir con la transición.

Falsos sistemas de creencias sobre la vida después de la muerte pueden evitar que el espíritu se dirija hacia la luz; puede que la experiencia de la muerte no coincida con las falsas expectativas o nociones preconcebidas de cómo debería ser el “más allá”.

La muerte por sobredosis de drogas o alcoholismo puede provocar que el espíritu del difunto conserve el apetito o el deseo de consumir tales sustancias; al encontrarse en un estado de conciencia-energía en el mundo astral, la entidades no puede satisfacer tales apetitos propios del plano material, por lo que el espíritu holgazanea hasta encontrar un sujeto al que adherirse, por ejemplo, un adicto que le proporcionará satisfacción a través de su aparato sensorio-motor. De esta forma el espíritu se convierte en un parásito. Lo mismo puede ocurrir con cualquier tipo de apetito u obsesión asociada al mundo material y físico de la tercera densidad, por ejemplo: comida, sexo, otro ser humano, dinero y poder, etc.

Si al morir, la persona tenía dentro de sí a una o a varias entidades parasitarias, la transición puede resultar un proceso difícil. En este caso hay varias posibilidades:

El espíritu del recién difunto puede llevar consigo a la entidad parasitaria hacia la luz y de esta forma rescatar al alma perdida. Esto depende de si la energía del espíritu en cuestión es más fuerte que la de la entidad parasitaria. De lo contrario, la entidad parasitaria puede actuar como un “peso muerto”, un ancla que le impide a la entidad recién difunta despegar.

El espíritu del recién difunto puede separarse de la entidad parasitaria y dirigirse solo hacia la luz. Después de la separación la EAP puede encontrarse nuevamente perdida, por lo que reinicia la búsqueda de otro huésped en quien alojarse. Si la EAP posee una fijación con el individuo al que estuvo adherida, puede esperar hasta la próxima encarnación de éste, localizarlo en el momento en que se produzca el nacimiento, y unírsele nuevamente. Esta intrusión puede ocurrir en repetidas encarnaciones del huésped.

Si el espíritu de la persona recién fallecida no puede separarse de la entidad intrusa, quizás por carecer de la energía necesaria, puede también pasar a ser una entidad parasitaria con la otra EAP adherida a él. De esta forma, ambas entidades pueden unírsele a otra persona, la cual a su vez, al morir, queda atrapada, y así sucesivamente, hasta formar verdaderas cadenas de EAPs.

Estos espíritus encadenados pueden formar verdaderos grupos de entidades errantes. Es necesario comprender que no se trata de una realidad física y que aplicar conceptos que sólo rigen en un estado material es un error fundamental. Los espíritus son energía y no ocupan lugar. Una persona puede tener docenas, hasta cientos de entidades adheridas. Éstas pueden “acomodarse” en el aura o flotar dentro del aura fuera del cuerpo. Si una parte del cuerpo de una persona es particularmente débil, o ha sufrido un accidente o enfermedad, puede alojar a una EAP que a su vez se identifica con dicha debilidad. También pueden situarse en cualquiera de los chakras, atraídos por la peculiar energía de uno de ellos o por las estructuras físicas de esa parte del cuerpo.

Hay diferentes clases de EAPs. Los hay benignas, malignas y neutrales o pasivas. Las razones que pueden llevar a que una persona actúe como imán de estas entidades son muchas y de muy diversa índole. Puede tratarse de algo muy simple, como el hecho de estar físicamente próximo al lugar donde se produjo el deceso. De acuerdo a W. Baldwin, aproximadamente el 50% de los casos investigados clínicamente se debieron a situaciones fortuitas sin que existiera relación alguna entre los EAP y el huésped ni en ésta ni en ninguna otra encarnación. La otra mitad de los casos pueden deberse a que existe algún tipo de relación o asunto sin terminar en ésta u otra vida.

De acuerdo a los especialistas en el tema, el fenómeno de Intrusión Astral se da con mucha frecuencia y todas las personas son afectadas por una o más EAPs en algún momento de sus vidas.

Una debilidad física, psíquica o emocional puede resultar en una invitación inconsciente para que una entidad se adhiera al individuo. Emociones demasiado fuertes, sentimientos negativos reprimidos consciente o inconscientemente pueden ser la señal que las EAPs necesitan para convertirse en inquilinos indeseados.

Algunas causas que atraen a una EAP
Todo tipo de cirugías, transplantes de órgano, transfusiones de sangre, enfermedades, debilidades físicas o psíquicas, depresión, enfermedades mentales, golpes en la cabeza, stress, etc.

El uso de drogas, especialmente las alucinógenas, el alcohol, la anestesia, los calmantes, y sustancias similares producen una abertura en el campo energético que nos protege.

Las relaciones sexuales pueden permitir el xxxxxx de EAPs. El abuso sexual, el incesto, las violaciones, incrementan la posibilidad de intrusión astral por parte de entidades que se sientan atraídas por las vibraciones que semejantes situaciones producen.

Las prácticas mágicas de cualquier tipo, la canalización, la acción de pedir ayuda a “los guías” sin tener el conocimiento suficiente sobre el mundo invisible, las prácticas de meditación para contactar a los “maestros espirituales”, las sesiones espiritistas y todo tipo de “actividades espirituales” que sean realizadas sin un profundo conocimiento de los mundos invisibles, son invitaciones gratuitas a que espíritus oportunistas de toda clase, tanto descarnados como entidades demoníacas interfieran y produzcan todo tipo de problemas. He aquí que muchas de las ideas propagadas por la “Nueva Era” no sean más que pura desinformación que puede costar MUY CARO a quienes no estén dispuestos a investigar más profundamente este tipo de ideas.

La práctica de ciertos estilos de vida en donde abundan las bajas vibraciones, la fijación u obsesión de ciertos patrones mentales pueden atraer a aquellas entidades que tengan afinidad con los mismos. La exposición a ciertos ambientes en los cuales predominan las vibraciones negativas atraerán a una multitud de EAPs.

Un hecho que se ignora y que puede parecer tirado de los pelos, pero que se da bastante, es que cierto tipo de ambiente y de música del tipo rock satánico puede abrir una puerta a la intrusión astral. Todo actividad asociada con la idea de adorar al una entidad demoníaca, va a atraer visitas indeseables. L a inclinación por la práctica sexual promiscua, las drogas, el alcohol, etc., son, como ya dijimos, puertas abiertas a intrusión de entidades que vibran a la misma frecuencia. No se trata aquí de ser “puritano”.

Se trata de que el Sistema de Control utiliza estas herramientas para su beneficio, asignando una gran cantidad de entidades a aquellos que podrían tener la posibilidad de DESPERTAR y de ENTENDER la verdadera naturaleza de nuestra realidad. De esta forma, los jóvenes –y hablo especialmente de los jóvenes porque en cierta forma, son los más vulnerables a las influencias externas – impulsados por la necesidad de “pertenecer” a un determinado grupo, andan por caminos sinuosos que ponen en peligro mucho más que su vida física: ponen en peligro la libertad de sus ALMAS. Hablaremos de esto cuando tratemos el tema de entidades demoníacas.

Una persona puede ser afectada por una EAP de muchas formas sin llegar a sospechar nunca que una o varias EAPs se hallan adheridas a ella. Las actitudes, la conducta, las inclinaciones, los deseos, los pensamientos y las emociones pueden estar influenciadas o incluso ser determinadas por la acción de otra personalidad con una historia y un patrón de conducta diferentes, sin embargo el individuo creerá que son sus pensamientos y sus emociones. Tal entidad actúa como un vampiro psíquico –sin importar cuál sea la intención de la entidad, negativa o positiva – succionando la energía vital del huésped quien en su ignorancia, cree que se trata de un hecho incorregible. La entidad vive al nivel del subconsciente del individuo y ejerce sobre él, todas sus cargas mentales, emocionales y físicas.

Una EAP es un parásito que impide a un individuo disponer de su energía, y realizarse espiritualmente. La EAP impone a su huésped su propia carga psíquica, la cual puede manifestarse emocional y /o físicamente interfiriendo con su vida, pudiendo alterar el plan original del huésped. El karma puede ser alterado debido a la influencia de la EAP, causando una muerte prematura o una vida demasiado prolongada, impidiendo que el individuo pueda “partir” en determinado momento de su vida. La EAP puede alterar la orientación sexual de la persona, la elección de la pareja, las relaciones con otras personas, etc.

En muchos casos una persona reconoce la posibilidad de haber albergado una EAP sólo después de haberse sometido a terapia y de haber descubierto o notado que ciertos hábitos, pensamientos, adicciones u obsesiones han desaparecido. Esta nueva conciencia puede llegar pasados meses del tratamiento.
Los síntomas de la intrusión astral pueden ser muy sutiles. Una EAP puede estar presente sin producir ningún síntoma notable – y esto se aplica también a las entidades demoníacas. Sin embargo las EAPs SIEMPRE ejercen algún grado de influencia.

Los lazos que unen a dos individuos en esta u otra vida –ya sean de amor, de odio, celos, venganza, etc.- pueden ser un factor importante que permita la intrusión astral.

Sin saberlo, un individuo puede, inconscientemente, “invitar” a un ser querido a unírsele cuando este último ha fallecido. Esta invitación puede producirse por el dolor que produce la pérdida y por rehusarse a “dejar ir” al ser amado. El espíritu de la persona fallecida puede sentir de la misma forma y decidir “quedarse” para acompañar al otro, protegerlo, darle “amor”, etc. Sin embargo esto NO BENEFICIA a ninguno de los dos. La intrusión que se produce por los lazos de “amor” que unen a dos individuos es una VIOLACIÓN al LIBRE ALBEDRÍO de ambas almas.

La realidad es que por mucho que la persona que continúa viva extrañe, anhele o sienta dolor por la pérdida del fallecido, el espíritu de este NO TIENE derecho a invadir el espacio y la energía de la otra persona, así como tampoco, la persona viva NO DEBE jamás invitar a un espíritu a quedarse. De ninguna manera es un acto de AMOR impedir el progreso espiritual de otro ser y es una acto extremo de servicio a sí mismo (SAS). Violar el libro albedrío de un ser es anotar una gran deuda en el libro del Karma y es completamente perjudicial para ambos seres.
Sin embargo pareciera ser que hay algunos casos en donde la intrusión astral es planificada en la etapa previa a la vida como parte del plan para aliviar deudas kármicas.

La intrusión astral NO necesita del permiso del huésped para producirse. La ignorancia y el rechazo ante la idea de las EAPs NO ES DEFENSA contra éstas. El poseer un determinado sistema de creencias NO ES DEFENSA contra la intrusión astral. La ÚNICA protección es el CONOCIMIENTO de que hay una gran cantidad de evidencia –tanto en la historia, como proporcionada por investigadores científicos del campo de la psiquiatría y la psicología, de que la intrusión astral ES una REALIDAD. SABER que EXISTE y cómo se produce es ya, de por sí, un escudo protector. EL CONOCIMIENTO PROTEGE.

Una conducta inconsistente y errática puede resultar del pase del control del individuo de una EAP a otra. Este tipo de comportamiento es similar al cambio que se produce entre personalidades alternas en los casos de trastornos disociativos de indentidad o personalidad múltiple.

Un individuo puede detectar un cambio repentino en algún aspecto de su personalidad, en sus intereses, sus inclinaciones, sus deseos, sus ideas y emociones, y sin poder explicarse la razón de semejante cambio. Puede que éste se deba a la interferencia de una o varias EAPs que se han adherido a la persona. En este caso los síntomas – que se manifiestan repentinamente, como salidos de la nada – pueden ser: la apremiante necesidad de consumir sustancias tóxicas, el inusual desarrollo de un acento extranjero o el conocimiento de otro idioma, patrones de conducta contradictorios, reacciones extrañas ante situaciones familiares, movimientos repetitivos de alguna parte del cuerpo tales como tics o temblores que escapan al control del individuo, síntomas físicos que no poseen una base orgánica, la pérdida del sentido de la identidad, la sensación de que un espíritu o alguna otra entidad ha tomado el control del cuerpo o la mente u ambos, cambios de personalidad –desde los más sutiles a los más obvios – después de haberse sometido a una cirugía, sufrido un accidente, pasado por una crisis emocional o al haberse mudado de casa.

Una intrusión reciente o una posesión puede causar el deseo desmedido por la comida, las bebidas, las drogas, el sexo, la obsesión por una idea o una persona, el cambio repentino del sistema de creencias, de los intereses, de los gustos, etc. La voz y las expresiones faciales y corporales también pueden cambiar drásticamente.

La realidad de las EAPs refuta el lema tan difundido en los últimos años por el movimiento de la “Nueva Era” de que “tú creas tu propia realidad”. Esto es una falacia peligrosa y puede desatar un verdadero caos psicológico en la mente de un individuo. A este respecto pueden leer el artículo de “Por qué TU NO creas tu propia realidad” por Moris Tarantella.

Una persona que sufre la intrusión astral puede tener ideas suicidas que parecieran salir de la nada. Puede experimentar imágenes mentales inexplicables, oír voces, presenciar extraños fenómenos, sentir miedo repentino o tener la sensación de ser observada o perseguidas. Las EAPs también se manifiestan en sueños y pesadillas. Una EAP puede reactivar la memoria de su muerte en la mente del huésped haciendo que éste tenga visiones o sueños con dicha escena. También puede generar emociones asociadas a lugares, situaciones, ideas u otras personas.

Es muy importante tener en cuenta que antes de realizar cualquier terapia de vidas pasadas, el terapeuta debe diagnosticar la posible presencia de EAPs. Una terapia de vidas pasadas realizada sin esta precaución puede resultar en un completo fracaso para aliviar los síntomas del paciente, ya que podría estar tratando la vida de una EAP.

Una persona puede creer que está recordando sus otras vidas, cuando en realidad, son las de la EAP. Si realmente se trata de la vida del individuo, éste deberá recordar los acontecimientos que siguieron a la muerte, es decir, la luz, la transición a la 5ta densidad –conocida como el Bardo por algunos autores- su estancia allí, el proceso de la planificación de la nueva vida, la vuelta a la 3ra densidad, la entrada al cuerpo y el nacimiento. Si por el contrario, el individuo no tiene recuerdos sobre el proceso posterior a la vida, es probable que se trate de los recuerdos de la EAP. La entidad ha quedado traumatizada por los hechos previos a la muerte por lo que los síntomas del paciente pueden ser los de la entidad. El terapeuta o la persona misma deberá cuestionar los recuerdos hasta encontrar la prueba de que estos son de la persona en cuestión y no los de una EAP. Por ejemplo, el tiempo o la época en la que transcurre la vida de la EAP pueden no ser los apropiados para los del individuo. La EAP recordará la edad que el huésped tenía cuando ésta se le unió así como también las circunstancias de la intrusión.

El propósito de la identificación de EAPs es el de liberar al huésped de los síntomas que le aquejan. No se trata aquí de resolver los problemas de la entidad al menos que sea necesario para que ésta acepte partir. De lo contrario, la entidad debe resolver sus propios problemas durante la vida y no a través del cuerpo y el aparato psíquico de otra persona.

La entidad debe ser liberada guiándola hacia la luz, el terapeuta o la persona que hace la liberación debe asegurarse de que la entidad caiga en buenas manos, es decir, que los guías que acuden a su encuentro provengan de la luz. Es necesario explicarle qué es lo que va a ocurrirle de modo que se deshaga de los obstáculos que le impiden partir. Una espíritu humano descarnado puede no presentar tantos problemas como uno que tenga dentro de sí a una o varias entidades demoníacas o como una entidad demoníaca en sí misma.
[*]


Última edición por Golden Spirit el Vie 12 Jul 2013, 16:02, editado 3 veces (Razón : actualización de información)
avatar
Golden Spirit

Corrientes similares, paralelas o con puntos comunes en algún aspecto con la Theriantropía u Otherkinismo (sintiéndose o no algo más que humanos, como por ejemplo daimonistas, totemistas, nahualistas, cambiaformas, etc)

Capaz de hacer desplazamientos (cambios de "forma"). Seres "cambiadores", polimorfos (polymorph), transmorfos, almas "cambiadoras", hombres lobo ('weres' en general), etc (Shapeshifters)

Energía y Espíritu (Diversas formas)
Mensajes : 5970
Desde : 29/01/2010
España Femenino Admin

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Invitado el Dom 31 Ene 2010, 01:23

Ahí puedo apreciar lo afortunado que soy de ser una persona con sentimientos ligeros y poco duraderos.
Núnca llego a odiar a algo o amar a algo... soy neutro por así decirlo. No provoco ni consumo energías de ese tipo.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Golden Spirit el Dom 31 Ene 2010, 12:55

heh, perdona pero discrepo en eso.
Yo te he ''leido'' deprimido y furioso, y eso es una fuente rica. No pienses que no puedes ser un blanco sabroso :P
avatar
Golden Spirit

Corrientes similares, paralelas o con puntos comunes en algún aspecto con la Theriantropía u Otherkinismo (sintiéndose o no algo más que humanos, como por ejemplo daimonistas, totemistas, nahualistas, cambiaformas, etc)

Capaz de hacer desplazamientos (cambios de "forma"). Seres "cambiadores", polimorfos (polymorph), transmorfos, almas "cambiadoras", hombres lobo ('weres' en general), etc (Shapeshifters)

Energía y Espíritu (Diversas formas)
Mensajes : 5970
Desde : 29/01/2010
España Femenino Admin

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por zicko el Mar 07 Dic 2010, 22:18

si tambien e visto de esos ,unos bien feos que caminan en cutro si se podria decir''patas'' y se meten por la espalda de las personas en mas o menos el chackra del plexo solar y el del estomago.
parasitan generalmente a las personas con depresion , muy perturbadas psicologicamente o cuando su aura este muy debilitada
son los que cusan los deseos de matar a otras personas o la se suicidio.
vi uno entrarsele a una persona que caminaba por la calle , parecia bastante mal.
avatar
zicko

(O Telúreo/Telúrico) Personas cuya esencia es básicamente humana y terrícola o no identificados con la temática de la metahumanidad



Mensajes : 137
Desde : 26/11/2010
Chile Masculino Barra de advertencia. Llena 100%

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por EZO el Dom 23 Oct 2011, 03:42

El verano de 2010 invité a casa a una pareja de amigos. La chica, que fue quien me reveló este año mi tótem, no llegó a dar más de un paso al interior de la que es mi habitación para luego retroceder y quedarse pensativa.

Llegada la noche yo me quejaba de lo simple que me parecía el aspecto de mi casa. No me llegaba agradar vivir allí porque la casa me parecia demasiado espaciosa, hueca, me deprimía andar por ella de lo sosa que la veía. Tanto me demoralizaba que me costaba levantarme de la cama o sofá y animarme a salir a dar un paseo o ponerme a ver TV, Internet, dibujar o escribir como ocurría cuando aún vivía con mis padres.

La chica me interrumpió y me dijo que sabía que algo se manifestaba en mi habitación pero lo guardó en silencio para no ser desagradable cuando yo se la enseñaba orgulloso. Ella lo describió así, como un parásito que provoca cierto ambiente de tensión y se alimenta de la energía.
avatar
EZO

En algún sentido existe una conexión con uno o más animales (referido SÓLO a animales REALES, incluidos extintos)

Un solo animal (real) identificable; Perro, delfín, etc

Zorro Plateado
Mensajes : 35
Desde : 22/10/2011
España Masculino Barra de advertencia. Llena 100%

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Golden Spirit el Dom 23 Oct 2011, 11:57

Así que te ronda alguno... vaya. Entonces tal vez necesites hacerle una limpieza a tu casa o a tí mismo.

Algo que he ido aprendiendo desde que escribí este artículo, es que hay parásitos que buscan energía regresiva, y parásitos que la buscan progresiva. No es una norma que busquen una u otra. Más bien depende del bichito en cuestión.
Solo quería comentarlo.
avatar
Golden Spirit

Corrientes similares, paralelas o con puntos comunes en algún aspecto con la Theriantropía u Otherkinismo (sintiéndose o no algo más que humanos, como por ejemplo daimonistas, totemistas, nahualistas, cambiaformas, etc)

Capaz de hacer desplazamientos (cambios de "forma"). Seres "cambiadores", polimorfos (polymorph), transmorfos, almas "cambiadoras", hombres lobo ('weres' en general), etc (Shapeshifters)

Energía y Espíritu (Diversas formas)
Mensajes : 5970
Desde : 29/01/2010
España Femenino Admin

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Lo Shen el Lun 08 Jul 2013, 23:36

Un tema muy interesante. Gracias por la aportación.

Me gustaría compartir en este tema algunas experiencias personales con parásitos astrales. Y recalco son experiencias personales.

Aunque no todos los parásitos astrales pertenecen al grupo de humanos fallecidos. A veces aunque es raro pueden tratarse de objetos que fueron destruidos por las emociones que evocaban en el ser que los destruyó, o pueden ser de animales, incluso nacer de emociones fuertes en el colectivo consciente. Hay otras larvas astrales que no tienen que ver con nada de esto, son energías que nunca han pertenecido activamente al plano físico ni siquiera se puede pretender explicar un patrón de conducta con estas, porque su forma de actuar y de pensar no concuerdan mucho con las leyes con las que se rige el plano físico.

Los portales que conectan con planos paralelos, no necesariamente se abren por rituales mágicos. Muchas veces estos se generan de manera espontanea dentro del plano físico. Algunos tienen la teoría que se deben por "rasgaduras" o "desgastes" del propio plano. Otras teorías tienen que ver con lo que se explica en este post, energía de gente que fallece o donde hubo muchas emociones etc.

Aunque se llamen parásitos, y el que los alberga sale perdiendo, muchas veces no es todo pérdida, porque el parásito no tiene la voluntad y la fuerza de la persona que esta viva y anclada en el plano físico.

Por lo que él parásito en cuestión puede prestar también un servicio a quien lo hospeda, siempre y cuando quien lo hospede tenga o intuya el mundo del parásito. 

Aunque la ganancia es mínima en comparación a lo que se pierde (en mi caso lo que gané fue aprender sobre las líneas de los hilos energéticos). Por lo que es mejor deshacerse de cualquier parásito.

Deshacerse del parásito en mi caso fue difícil. Muchas veces seguí los consejos de limpiar el lugar, cambiar muebles de lugar, levantar escudos energéticos y un gran etc. Lo único que lograba era alejar a la entidad por un tiempo pero regresaba inminente mente porque había un portal abierto cerca del lugar donde descansaba, como quien dice yo vivía en su territorio. La solución era dejar de vivir en ese lugar. Sin embargo en esa época no era opción.
Por lo que realicé un acuerdo con el parásito. Ofreciéndole mi energía siempre y cuando no tomará tanta que me dejará sin fuerzas para mi vida diaria.

En mi caso me dí cuenta que había adquirido un parásito porque comencé a sentirme muy cansada primero pensé que era físico pero luego comencé a notar una diferencia entre el cansancio físico y el energético. 

Al principio consideraron en casa que eran problemas de anemia. Por lo que pase por algunos estudios en los que no había tal cosa o alguna enfermedad rara. Mi salud era buena.

Comencé a experimentar situaciones muy similares a las que experimentan los Kin Vampiro. Ya no solo me sentía cansada energética mente sino que comencé a desarrollar la necesidad de alimentarme de la energía de otros pero sin éxito. Esto es porque requería regenerar mi energía y el parásito en cuestión no me permitía recuperarme.

Esto me trajo algunos desordenes en mi sistema energético en el cual suelo recaer en algunas ocasiones a pesar de no tener más al parásito.

Soy propensa a atraer parásitos ahora, algo así como cuando a un rosal ya le dio la plaga del pulgón, se le puede eliminar pero como que tiende a ser proclive a recaer.

El parásito que se adhirió a mí, no reflejaba en mí sus emociones o conductas. La manera en que se alimentaba de mí no era en realidad desagradable.

En varias ocasiones el parásito simplemente se manifestaba a mi lado, sin realmente estarse alimentando de mí, le gustaba caminar a mi lado. Un medium que conocí en una convención de comics se acercó para decirme "No te asustes, pero al lado de tí camina un hombre hecho de sombras que es muy celoso de tí".

No me sorprendió el hecho de que lo dijera, porque era algo que ya sabía aunque prefería pensar que eran solo ideas de mi cabeza, lo que me sorprendió realmente fue que una persona ajena a mí y del plano físico lo notara. No le dí más respuesta al medium que un "Oh, muchas gracias. Lo tendré en cuenta" porque no quería compartir mi caso, ya me conflictuaba mucho y prefería que fuera solo mi problema.

¿Cómo se adhirió a mí? No tengo idea, pero supongo que fue porque era la persona más cercana al portal de donde venía esta criatura.

La manera en que se alimentaba de mí no era desagradable, ni molesta como se podría pensar de un parásito, lo molesto era la consecuencia que seguía después de que se alimentaba. Pero de hecho es como los mosquitos, se alimentan de uno, pero en el momento en que lo hacen no es molesto lo molesto es ese piquete que da una comezón insufrible cuando ya se ha ido, o los murciélagos vampiro que no causan dolor a sus víctimas por el efecto anestésico de su saliva.

Muchas veces sí pude notar cuando el parásito trataba de alimentarse de mí. Ya que despertaba abrupta mente de un sueño por sentir una presencia demasiado fuerte y palpable a mi lado. Pero cuando no era así la sensación era agradable.

Estando dormida, comenzaba a sentir como si una energía comenzará a fluir cerca de mí envolviéndome. La energía no me causaba en ese momento ningún temor, por el contrario era un efecto como hipnótico. La sensación es muy similar a la que uno experimenta cuando deja su mente en blanco mirando la nada.

(Algo así como si le pusieran una silla para sentarse a mis ojos y a mis pensamientos, y comenzará a descansar sin pensar en nada. Como cuando uno se siente a sobarse los pies después de una larga caminata y agradece mucho el asiento prestado.)

Ese trance hipnótico es tan agradable como dejar la mente en blanco. Ahí el parásito no ha comenzado a alimentarse. Pero en este punto uno ya no puede levantar escudos, protecciones ni nada, esta uno totalmente absorto en la energía envolvente, no hay pensamientos ni resistencias. Para salir de este estado en tal caso creo que es necesaria la ayuda de un agente externo en el plano físico.

cuando uno esta envuelto en la energía, comienza otra sensación. Tal vez ustedes no lo recuerden, porque son cosas que uno va olvidando con el tiempo. Pero para aquellos que recuerdan incluso el momento de su nacimiento no podrán olvidar jamás la sensación que uno siente cuando es bebé y su madre lo sostiene entre sus brazos recargando el cuerpo del bebé sobre el pecho de la madre.

La sensación para quien no recuerde es demasiado reconfortante, es una sensación de mucha seguridad y protección, por la temperatura del cuerpo de nuestra madre, su aroma, su respiración etc.

Es similar al estado en el que uno esta por entrar en el sueño profundo pero aun es muy consiente de los estímulos externos. Es decir es un estado de completa relajación sin perderse en un sueño pero sin sentirse alterado por algún agente externo.

Cuando uno esta en este estado es cuando el parásito comienza a alimentarse. Esto se siente porque cuando uno a entrando en este estado, comienza a sentir el flujo, pero ya no del parásito, de su propia energía. Uno se hace consiente de como fluye la energía en uno, y se descarrila esta como un río que corre hacía la criatura.

Comienza una sensación extraña, porque por un lado uno esta en la fase total de relajación, pero por otro lado sientes como te están robando tu energía y eres consiente de ello, porque aunque estés descansando vas sintiendo como comienzas a deteriorarte, y lo poco que hubieras descansado comienza a drenarse pero has entrado en una especie de letargo en la que tu voluntad prácticamente es nula.

Entonces uno quiere hacer conciencia para romper el estado y librarse, para evitar la pérdida de la energía. Pero no se puede romper ya el lazo, hasta que el parásito ha tomado tanto como deseaba y lo deja ir a uno.

El resultado a la mañana siguiente aunque tu cuerpo este descansado y no experimentes dolores físicos, estas agotado, no hay café o bebida energética que reponga lo perdido salvo descansar si es posible.

Cuando yo era atacada de esta manera y tenía la oportunidad de descansar (es decir no tenía de momento la responsabilidad de la escuela o del trabajo) me tomaba aproximadamente dos días de estar prácticamente durmiendo y comiendo solamente para recuperarme.

Cuando no tenía oportunidad de esto, así durmiera excelentemente bien durante la noche, recuperarme me llevaba de 5 a 8 días.
avatar
Lo Shen

(O Telúreo/Telúrico) Personas cuya esencia es básicamente humana y terrícola o no identificados con la temática de la metahumanidad



The Fallen Child
Mensajes : 815
Desde : 20/05/2013
México Femenino Barra de advertencia. Llena 100%

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Golden Spirit el Mar 09 Jul 2013, 00:42

Interesante experiencia...

Yo también he tenido algunas con respecto a este tema.
Hace algunos años, andaba bastante nerviosa por algo que iba a acontecer. Soy una persona que internamente es bastante nerviosa y se me van los nervios al estómago.
Por aquel tiempo pasé varios días enferma, cansada y con dolor en el vientre, pero físicamente no tenía nada.

Hablándolo con mi Compañero e investigando averiguamos que tenía un parásito del otro lado (como yo los llamo) pegado.

Meditando (o intantando hacerlo) podía ver si sentir que tenía forma insectoide, aunque posiblemente fuese algo... metaforico, quien sabe.
Su aspecto era de una garrapata del tamaño de una tortuga mediana que había clavado sus patas y 'pico' en mi estómago, aproximádamente a la altura del chackra Manipura (3º).

Era un ser básico que se alimentaba de mi nerviosismo, estado triste y demás sentimientos negativos como el miedo o la incertidumbre.
No sentía que fuese un ser creado por algo o alguien (cosa que puede pasar) si no que simplemente era una... llamémosle 'consciencia ligera' del oto lado.
Alguna vez pensé que sí hay seres que se alimentan de esos estados negativos de una persona, quizás esa persona acabe mejorando porque sería como la versión sutil de los antiguos médicos y las sanguijuelas (para supuestamente ''limpiarte'').

Pero en ese caso, dicho bicho estaba muy cómodo conmigo y no sólo eso, si no que estaba dispuesto a quedarse y a hacer lo posible para que mi estado negativo continuase para poder alimentarsecorrectamente.

Fue muy dificil deshacerme de él (y muy doloroso).
Como sentía que en parte era un ser consciente lo primero que hice fue concentrarme, meditar y comunicarme con él. Intenté hacerle comprender el daño que me causaba y le pedí que se marchase. Respuesta, 'NO'.

No me agradaba nada continuar enferma así que, intenté forzarle a despegarse.
Su respuesta fue ''Si me sacas, te haré más daño'' seguido de un punzante dolor en el estómago.
Eso no me hizo frenarme, así que analizando la situación y viendo que se alimentaba de mis sentimientos y emociones regresivos, comencé a tener pensamientos positivos; Amor, paz, felicidad, compañerismo, alegría...

Eso no pareció gustarle mucho así que contraatacó causando más dolor. No perdí la concentración en mi meditación y digamos que poco a poco, al ser un alimento inadecuado para este tipo de ser, se fue intoxicando.
Si no recuerdo mál, diría que pude sentir como reventaba pero quizas simplemente pasó a otro plano en donde no podía percibirlo. Sea lo que fuere lo que sí se es que se despegó... causándome un gran alivio. Esa noche dormí como un bebé.
Tuve suerte diría yo. Suerte en detectarlo, en conseguir echarlo... y que fuese en un solo día.
avatar
Golden Spirit

Corrientes similares, paralelas o con puntos comunes en algún aspecto con la Theriantropía u Otherkinismo (sintiéndose o no algo más que humanos, como por ejemplo daimonistas, totemistas, nahualistas, cambiaformas, etc)

Capaz de hacer desplazamientos (cambios de "forma"). Seres "cambiadores", polimorfos (polymorph), transmorfos, almas "cambiadoras", hombres lobo ('weres' en general), etc (Shapeshifters)

Energía y Espíritu (Diversas formas)
Mensajes : 5970
Desde : 29/01/2010
España Femenino Admin

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Lo Shen el Miér 10 Jul 2013, 21:21

Vaya, estuvo muy buena esa anécdota con ese parásito. Ciertamente no es algo que me habría gustado vivir. Afortunadamente los parásitos con los que he tratado no me han causado ese tipo de dolores, solo cansancio. Pero leer tu historia me dio algo de escalofríos se me figura que era más o menos como esta imagen.



 Creepy!
Voy a echarle un vistazo a David Topí sobre las protecciones energéticas.
A ver si encuentro algo interesante. En mi caso las protecciones y escudos no sirvieron. Lo que me ayudo fue dejar de vivir allí. Pero si he aplicado escudos cuando se trata de seres vivos con habilidades energéticas.
avatar
Lo Shen

(O Telúreo/Telúrico) Personas cuya esencia es básicamente humana y terrícola o no identificados con la temática de la metahumanidad



The Fallen Child
Mensajes : 815
Desde : 20/05/2013
México Femenino Barra de advertencia. Llena 100%

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Golden Spirit el Vie 12 Jul 2013, 15:54

Sí, era un ser más o menos con ese aspecto pero más ''acorazado'' y más grande que el tamaño que tienen ese tipo de parásitos físicamente, claro.
avatar
Golden Spirit

Corrientes similares, paralelas o con puntos comunes en algún aspecto con la Theriantropía u Otherkinismo (sintiéndose o no algo más que humanos, como por ejemplo daimonistas, totemistas, nahualistas, cambiaformas, etc)

Capaz de hacer desplazamientos (cambios de "forma"). Seres "cambiadores", polimorfos (polymorph), transmorfos, almas "cambiadoras", hombres lobo ('weres' en general), etc (Shapeshifters)

Energía y Espíritu (Diversas formas)
Mensajes : 5970
Desde : 29/01/2010
España Femenino Admin

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Líana el Miér 24 Jul 2013, 11:19

Extraño...he aprendido cosas que ni sabía que existían.
Pues...no sabría decir si tengo uno de esos parásitos, aunque sí es verdad que estoy en una época rara...me siento muy cansada, muy pesimista, cada dos por tres caigo en depresiones sin motivo alguno, y siento jaquecas...

Probaré a hacer el escudo y empezaré con la protección pasiva. Físicamente estoy sana, no como comida basura ni nada de eso, pero tengo que apuntarme a hacer algún deporte. En cuanto a emocionalmente hablando, necesito deshacerme de todos los malos sentimientos que me acucian, y atraer los pensamientos positivos. Y en lo mental, sólo tengo que informarme más, investigar.

Veré si lo que me pasa es eso o si tiene otra explicación. En todo caso me ayudará hacer todo lo que he dicho antes. Para prevenir o para curar.

Menuda experiencia, Golden. Debe de ser desesperante ver que se están alimentando de ti, que te están haciendo daño y que no quiera marcharse...Menos mal que fuiste más fuerte y lograste deshacerte de el parásito. Su forma me recuerda a los ácaros del polvo, extraño...

Un tema interesante que deberían conocer más personas.
avatar
Líana

En algún sentido existe una conexión con uno o más animales (referido SÓLO a animales REALES, incluidos extintos)

Un solo animal (real) identificable; Perro, delfín, etc

Lobo.
Mensajes : 34
Desde : 22/07/2013
España Femenino Barra de advertencia. Llena 100%

Volver arriba Ir abajo

vacio Re: ¿Qué es un ser o entidad astral parasitaria?

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.